Coleccionistas

Yael Rosenblut Art Dealership sabe que los deseos detrás de una colección de arte contemporáneo son tan diversos -y a la vez específicos- como las personas que las crean y las obras que las sustentan. Es el deseo de todo y toda coleccionista de arte otorgar valor agregado a su acervo, que sea perdurable en el tiempo y relevante en su contexto. Es un quehacer donde encontrar el momento y el lugar justo son factores claves para hacer eficiente la inversión u oportuna la venta.

En un escenario de mercados sobre saturados, el rol de la curadora y marchante es conectar a los coleccionistas con aquellas obras que les serán valiosas a su colección desde su atingencia biográfica, relevancia histórica y coherencia contextual entre otros factores específicos a cada caso. El objetivo principal de Yael Rosenblut AD es rescatar piezas únicas relevando su particularidad.

La doble experticia de Yael Rosenblut AD tanto en secondary market como en el mercado emergente y contemporáneo le permite a sus clientes coleccionistas perseguir un doble propósito. El primero es lograr continuidad en el valor de sus colecciones a través de visibilidad y movimiento en mercados, accediendo a una progresiva completitud de sus acervos en el caso de recuperación de piezas en secondary market.

 Un segundo propósito es la obtención de piezas de alto valor artístico en fase temprana y mediana de reconocimiento, para aquellos coleccionistas que desean asistir al proceso de desarrollo de sus artistas en vida. Este tipo de coleccionista demuestra así que conoce su tiempo y cultura a través de una lectura urgente y apasionada del arte actual, como han hecho Peggy Guggenheim y Charles Saatchi o marchantes como Paul Durand-Ruel y Daniel-Henry Kahnweiler.